ActualidadLa pobreza no es normalMira a tu lado

Esta mañana (25 de junio de 2020), Rosa Cano, en su calidad de presidenta de la Red de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión Social de la Región de Murcia ha intervenido ante la Comisión de la Asamblea Regional.

 

Lo que sigue es la versión web de lo que les ha dicho a los medios de comunicación a la salida.

 


Un recuerdo (a las víctimas), un reconocimiento (al personal esencial) y un agradecimiento (a la Asamblea Regional)

Un recuerdo a las personas fallecidas y afectadas por la Covid-19. La pandemia es, primero y antes de nada, una crisis sanitaria. Pero lo está siendo también social y económica. Y ésa es la razón de nuestra presencia en la Asamblea Regional.

Un reconocimiento a todas aquellas personas que han demostrado ser esenciales para nuestra sociedad: desde las cajeras a las médicas de urgencias, desde los enfermeros a los empleados de la limpieza. Por supuesto, ese reconocimiento incluye al personal de las entidades del tercer sector que han seguido al pie del cañón incluso en los momentos más difíciles.

Un agradecimiento a quienes por diferentes vías, han considerado oportuno cedernos este espacio. Siempre estaremos en disposición de acudir y asistir a cuantos espacios de interlocución nos inviten, indistintamente de cual sea el grupo político que nos traslade la invitación. Somos una organización que cree abiertamente en la política como herramienta de transformación. Además, y por encima de todo, tenemos la responsabilidad de ser altavoz de las voces alejadas del debate por la pobreza, la exclusión y la desigualdad.

 

Que los derechos fundamentales de las personas sean el principal símbolo de identidad de todos los murcianos y murcianas en la nueva normalidad

He comparecido ante esta comisión con el encargo y la responsabilidad de apuntar soluciones, de trasladar propuestas, de compartir preocupaciones, de construir alternativas. Todo ello para situar a las personas en el centro de nuestra reflexión y de nuestra acción.

El reto es, sin lugar a dudas, complejo, pero también es apasionante. Porque se trata de hacer una Región de Murcia mejor, de construir una sociedad más cohesionada e inclusiva, en la que la convivencia y el respeto de los derechos fundamentales de las personas sean los principales símbolos de identidad de todos los murcianos y murcianas.

Antes de la pandemia: una de cada tres personas en la Región de Murcia estaba en riesgo de pobreza y exclusión social

El pasado mes de septiembre de 2019, presentamos la investigación “Condiciones de vida y bienestar social de la población en riesgo de pobreza y exclusión social en la Región de Murcia”, y unas semanas después, Cáritas presentó también el Informe sobre Exclusión y Desarrollo Social en Murcia”.

Reconociendo los esfuerzos que se han realizado en esta región en los últimos años en materia de lucha contra la pobreza y exclusión, los datos y conclusiones que apuntan ambas investigaciones son de unas dimensiones francamente preocupantes.

Unos datos:

  • En nuestra región, el 32 % de murcianos y murcianas presentan situaciones de vulnerabilidad y riesgo de pobreza y/o exclusión social. En cifras absolutas es casi de 500.000 personas.
  • La tasa de pobreza en el empleo en la región es del 19,9 %. Eso es, dos de cada diez personas con trabajo siguen en situación de pobreza.
  • Un 46,6 % de hogares unipersonales se encuentra en situación de pobreza.
  • Un 34.7 % de niños y niñas están en situación de riesgo de pobreza. No es solo que las cifras de pobreza comprometan nuestro presente, también compromete nuestro futuro.

 

Lo que la pandemia ha puesto de manifiesto: la fragilidad de la economía, el valor de lo público, la brecha digital

La fragilidad de un modelo de desarrollo basado exclusivamente en la economía y no centrado en las personas. La economía debe de servir para corregir desigualdades y generar cohesión social.

La importancia y valor de un sistema público de salud y de protección social fuerte y adecuadamente organizado y estructurado, como herramienta fundamental para liderar la gestión de una crisis de estas dimensiones.

La irrupción en el escenario de los factores de exclusión de la brecha digital abre nuevos escenarios de desigualdad y vulnerabilidad para las personas.

 

Reconstruyamos la Región de Murcia sin pobreza: Plan Reactiva 2020 y Estrategia Regional de Prevención y Lucha Contra la Pobreza y Exclusión Social

Para EAPN-RM, el II Pacto de Lucha contra la Pobreza y Exclusión sigue siendo el marco de referencia, la hoja de ruta que debe conectar  con el espíritu y objetivo fundamental del Plan Reactiva 2020 que ha elaborado el Gobierno Regional.

Es imperativo poner en marcha una Estrategia Regional de Prevención y Lucha Contra la Pobreza y Exclusión Social que, de manera explícita, complemente las medidas estratégicas recogidas en el Plan Reactiva 2020 en materia de lucha contra la pobreza y exclusión.

Es fundamental que se aprueba ya la nueva Ley de Servicios Sociales, una herramienta normativa imprescindible.

El recientemente aprobado Ingreso Mínimo Vital es un hito que ha formado parte de las reivindicaciones históricas de EAPN. Pero, como indica el propio nombre, es un ingreso mínimo. Por este motivo, es necesario seguir complementarlo con una prestación a nivel regional.

Otro de los capítulos que se debe tener en cuenta es la inclusión residencial. Durante el periodo de confinamiento, la consigna “quédate en casa” ha puesto de manifiesto que disponer de una vivienda es un derecho que beneficia al conjunto de la sociedad.

El empleo, tan duramente afectado por los efectos de la crisis de la Covid-19, es, sin lugar a dudas, una de las herramientas para que las personas puedan abandonar las situaciones de pobreza.

La educación debe ser garantía de igualdad de oportunidades. La política educativa, es imprescindible para romper con la perversa transmisión intergeneracional de la pobreza. Consideramos que la apuesta por un sistema público, inclusivo, universal y gratuito es el principal instrumento institucional de lucha contra la pobreza.

Los servicios sociales han de ser el pilar de la equidad social, lo cual debe de pasar por, entre otras cosas, incrementar la inversión en los Servicios Sociales de Atención Primaria.

 

 


 

Foto: Rosa Cano (derecha) en la Comisión de Reconstrucción de la Asamblea Regional junto a Miguel Ángel Miralles (grupo parlamentario del PP) y Valle Miguélez (grupo parlamentario de Ciudadanos).

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Publicar comentario